mar

04

abr

2017

Camino de la Cruz, estación IV

CONTEMPLACIÓN DEL CAMINO DE LA CRUZ

CUARTA ESTACIÓN: JESÚS SE ENCUENTRA CON SU MADRE

TEXTO PROFÉTICO

“Mi alma llora de tristeza, consuélame con tus promesas” (sal 118, 28).

TEXTO EVANGÉLICO

Simeón los bendijo y dijo a María, su madre: «Este ha sido puesto para que muchos en Israel caigan y se levanten; y será como un signo de contradicción 35 —y a ti misma una espada te traspasará el alma—, para que se pongan de manifiesto los pensamientos de muchos corazones». (Lc 2, 34-35)

TEXTOS PATRÍSTICO 

“Éste es el cordero que enmudecía y que fue inmolado; el mismo que nació de María, la hermosa cordera” (Melitón de Sardes).

TEXTO MÍSTICO

“No pienses, cuando ves a mi Madre que me tiene en los brazos, que gozaba de aquellos contentos sin grave tormento. Desde que le dijo Simeón aquellas palabras, la dio mi Padre clara luz para que viese lo que Yo había de padecer.” (Santa Teresa de Jesús, Relaciones 36, 1).

CONSIDERACIÓN

-         Jesús, ¿por qué permites tanto dolor para quien tanto te quiere? ¿Por qué alcanza la Cruz a tu madre, si a tus discípulos les has permitido evitar la prueba?

-         “Por la entrañable misericordia de nuestro Dios, nos visita el sol que nace de lo alto”. “Para decir una palabra de aliento al abatido”. 

María, la Madre de Jesús, está en el camino de la vida de cada ser humano, compasiva y entrañable.